Ermita de San Frutos

Camino a Ermita de San Frutos, 40331, Burgomillodo, Carrascal del Rio, Segovia, España
Duración (minutos)

Información general

  • Dirección: Camino a Ermita de San Frutos, 40331, Burgomillodo, Carrascal del Rio, Segovia, España

Datos de contacto

  • GPS Latitud:    41.324647
  • GPS Longitud: -3.878969999999981

Ermita de San Frutos

Parque Natural de las Hoces del Duratón, Segovia

ermita de san frutos

Santo descendiente de patricios romanos:

El entorno de la ermita de San Frutos ha sido habitado por eremitas a lo largo de la época visigoda. San Frutos fue un ermitaño del S. VII, descendiente de patricios romanos, su familia era acomodada, pero la prematura muerte de sus padres hizo cambiar su forma de ver la vida. San Frutos fue martirizado al igual que sus hermanos Valentín y Engracia. San Frutos murió en el año 715 y sus hermanos fueron decapitados por los árabes.

Una de las iglesias románicas más antiguas de Segovia:

La ermita de San Frutos representa una de las construcciones más primitivas en este estilo de toda Castilla. Al parecer, sería la tercera iglesia más antigua de toda Castilla en estilo románico después de los templos de San Miguel, en San Esteban de Gormaz (Soria) y la del Salvador en la villa de Sepúlveda (Segovia).

Su ábside, nos hace recordar a la cercana iglesia del Salvador de Sepúlveda. La ermita se sitúa unos 10 kilómetros de Sepúlveda, la población más importante de la comarca y muy cerca del Valle del Tabladillo, un lugar de sorprendente belleza.

El acceso a este paraje es posible gracias a una pista forestal que es recomendable visitar cuando hace buen tiempo debido a la dificultad del camino para un turismo normal.

Origen del templo:

Según una inscripción que se encuentra en uno de los contrafuertes situado junto a la portada del muro sur, el templo fue erigido por el maestro «Michel», el comitente de la obra fue abad del Monasterio de Santo Domingo de Silos y se dedicó al arzobispo de Toledo, Don Bernardo. Todo ello transcurrió en el año 1100. El 20 de Agosto de 1076, el rey Alfonso VI donó estas tierras al Monasterio de Santo Domingo de Silos. A los pocos años de esta donación comenzaron las obras de construcción de la actual ermita de San Frutos.

Descripción de la ermita románica:

De la etapa románica, San Frutos conserva la nave y el ábside que contemplamos en la fotografía que fue sustituido a finales del S. XII, de esta fecha también es la galería ubicada en el muro meridional. Merecen un especial detenimiento los capiteles de las columnas que aparecen por toda la construcción, abunda la ornamentación de animales fantásticos, aves, motivos vegetales y formas geométricas, además aparece una forma antropomorfa que podría representar a Santo Domingo de Silos con un cautivo. En otro capitel aparecen tres cabezas que podrían representar a San Frutos y a sus dos hermanos, Valentín y Engracia.

Recomendaciones turísticas:

La ermita de San Frutos se encuentra en lugar bucólico, suspendida en una de las Hoces del Duratón. Para los amantes del senderismo, el entorno de la ermita es un lugar ideal, se pueden dar paseos por sitios aparentemente inaccesibles y disfrutar de la vegetación del bosque galería que forma el río Duratón. Esta zona es un buen observatorio de aves rapaces, por aquí predominan los buitres leonados. También hay numerosas cuevas a lo largo del cauce del Duratón.

¿Cómo puedo llegar?

Haz click en el marcador para obtener más información.

Ermita de San Frutos

Camino a Ermita de San Frutos, 40331, Burgomillodo, Carrascal del Rio, Segovia, España

Te puede interesar...

Artículos relacionados

Rutas relacionadas